martes, 25 de noviembre de 2014

Un paisaje


Esta es la imagen de la China y de sus gentes que siempre tuve en mi cabeza. Debe de ser desde, cuando niña, había un día en el año, creo que del Domund, en que en el colegio de enfrente nos colocaban una hucha a cada una para que entre nuestras familias y el vecindario juntáramos unas monedas para - alguien lo dijo exactamente así - "los chinitos del Congo".
Las huchas eran de loza, o de escayola, con la forma de la cabeza de un chino, o de un negro, creo que había otras razas - tal vez indios Piel Roja - pero no me acuerdo. Por la parte de abajo iban cerradas con un tapón de corcho, precintado con un papel y pegamento.
Las de chinos eran exactamente como se ve en la foto - de el Mundo, de hoy - en un campo de arroz.
Nunca me ha entrado mucho en la cabeza la China "moderna", con su tecnología y todas esas cosas.

Archivo del blog